Listen on Online Radio Box! Fm Glaciar Fm Glaciar

Playoffs de la NFL: Kansas City y el increíble partido de los 33 grados bajo cero que ni Taylor Swift se quiso perder

Comparti este articulo.

Los Chiefs de Kansas City les ganaron por 26-7 a los Dolphins de Miami y avanzan en los playoffs de la Conferencia Americana de la NFL, en un partido que se desarrolló bajo una temperatura que alcanzó una sensación térmica de 33 grados bajo cero, de las más bajas en la historia del futbol americano.

Muchos fanáticos llegaron con mantas, pantalones para nieve y gafas de esquiador. Entre ellos la cantante Taylor Swift, quien dijo presente para alentar a su novio, el ala cerrada Travis Kelce, del conjunto vencedor.

La popular artista, en pareja con Kelce desde el comienzo de la temporda, se convirtió en una habitué de los juegos de los Chiefs, y se mostró con una chaqueta especialmente diseñada con el número 87 de su enamorado.

La temperatura para el encuentro de la ronda de comodines de los playoffs osciló los 20 grados bajo cero. Y las ráfatgas de viento de hasta 43 kilómetros por hora ocasionaron que la sensación térmica alcanzara los 33 bajo cero.

Taylor Swift, glamour bajo cero en el estadio de los Chiefs. Foto: AP Photo/Ed Zurga.Taylor Swift, glamour bajo cero en el estadio de los Chiefs. Foto: AP Photo/Ed Zurga.

Este registro rompió el récord de la temperatura más baja registrada durante un partido en el Arrowhead Stadium, menos 17 grados, durante el duelo ante Denver. El termómetro cayó a ese mismo nivel en 2016, en un partido frente a Tennessee.

Si se tienen en cuenta todas las sedes, las condiciones más frías para un partido de la liga en toda la historia siguen siendo las de la final de la Liga Nacional en 1967. En ese duelo, que pasó a la historia como el “Ice Bowl”, los Packers de Green Bay derrotaron a los Cowboys de Dallas en el Lambeau Field bajo una temperatura de 25 grados bajo cero y una térmica de -44.

Pero el sábado gélido no pareció molestar a los fanáticos. Muchos comenzaron a hacer fila en el estacionamiento del Arrowhead casi 12 horas antes del inicio del encuentro.

Un fanático desafía el frío en Arrowhead. Foto: AP Photo/Ed Zurga.Un fanático desafía el frío en Arrowhead. Foto: AP Photo/Ed Zurga.

“Definitivamente hubo shock cuando vimos el pronóstico”, admitió el aficionado de los Chiefs Keaton Schlatter, quien viajó desde Des Moines, Iowa. “Pensamos en quizá poner nuestros boletos a la venta y si no se vendían, iríamos. Pero decidimos que es parte de la experiencia”.

Al menos los seguidores de los Chiefs y de los Dolphins pudieron llegar al estadio.

Patrick Mahomes quiere volver a ser campeón. Foto: AP Photo/Ed Zurga.Patrick Mahomes quiere volver a ser campeón. Foto: AP Photo/Ed Zurga.

La NFL estaba preocupada con que nadie pudiera arribar al duelo del domingo en Búfalo, en donde esperaban cerca de 61 centímetros de nieve en la noche. Esto llevó a que la liga y las autoridades del estado de Nueva York decidieran posponer al lunes el encuentro de comodín de los Bills ante los Steelers de Pittsburgh.

“Queremos que nuestros Bills ganen”, manifestó el ejecutivo del condado de Erie Mark Poloncarz en una conferencia de prensa. “Pero no queremos que 60.000 a 70.000 personas viajen a un juego en condiciones que van a ser horribles”.

Los hinchas de Kansas fueron vestidos para la ocasión. Foto: AFP.Los hinchas de Kansas fueron vestidos para la ocasión. Foto: AFP.

La nieve no fue problema en Kansas City. Aunque cayó más el sábado en la mañana, fue retirada antes de la patada inicial.

Una preocupación apuntó a lo que el Servicio Meteorológico Nacional llamó ráfagas de viento “peligrosamente frías”. “Los espectadores necesitan prepararse. Piensen que van a esquiar o a pescar en hielo”, advirtió la doctora Sarah Spelsberg, quien imparte medicina extrema en el programa de graduados de la Northeastern University. “Si fuera yo, usaría también gafas de esquiador, no habría un milímetro de mi piel que se expusiera a estas temperaturas”.

Los Chiefs colocaron varias estaciones para calentarse en todo el estadio y cambiaron algunas normas del estadio permitiendo que los fanáticos ingresen con frazadas, que no cuenten con cierres de cremallera y pudieron usar cargadores portátiles para calentar su indumentaria.

Durante la transmisión se registraron situaciones insólitas, por ejemplo ver al entrenador de los Chiefs, el veterano Andy Reid, con sus característicos bigotes escarchados por la inclemencia del frío.

Otra imagen que se hizo viral durante el encuentro fue ver cómo una botella de agua mineral quedaba congelada tras salir de una heladera y entrar en contacto con la temperatura ambiente.

Los aficionados además recibieron permiso de traer pedazos de cartón para colocar bajo sus pies, un consejo que dio el safety de los Chiefs, Justin Ried.

Eso sí, no todos los aficionados quisieron embarcarse a esta aventura polar. Los precios por boletos en la reventa fueron cayendo a lo largo de la semana. En las horas previas se conseguían tickets por 30 dólares, un valor desproporcionado con el marco que suele acompañar a Kansas, equipo que es el campeón vigente de la NFL.

Con esta nueva victoria en postemporada, los Chiefs ahora aguardan rival para seguir su camino al Super Bowl, programado para el 11 de febrero en la ciudad de Las Vegas.

El frío pasó a un segundo plano una vez que Mahomes y compañía empezaron a sellar el triunfo, y desde las gradas lo que era frío se convirtió en festejo tras una temporada que tuvo complicaciones pero que mantiene a los Chiefs como grandes candidatos a repetir el título.

Así lo demostraron Taylor Swift, la esposa de Patrick Mahommes, la madre de Kelce y compañía, bailando cerca del final como si fuera una coreografía en medio de la escarcha, los abrigos y las ráfagas de viento helado. El video lo subió la cuenta de la NFL y en su primera hora en Twitter ya había superado el millón de reproducciones. Showtime on ice.

Con información de Agencias